18/05/2022

El periódico digital de Almansa

Almansa y su Batalla, protagonistas en la segunda cita de la IX edición de Rutas de Senderismo de la Diputación

Cincuenta senderistas repasan las huellas de los soldados que combatieron el 25 de abril de 1707
Ruta senderista en Almansa | Luis Vizcaino / La Mancha Press
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en linkedin

Por Luis Vizcaino. Este domingo, 23 de enero, tuvo lugar la segunda de las pruebas de la IX edición de las Rutas de Senderismo que organiza la Diputación Provincial de Albacete. Una iniciativa que busca ayudar a promocionar tanto el turismo, como el deporte y la cultura que ofrecen nuestros pueblos. Los senderistas se desplazaron hasta Almansa, en la comarca de Monte Ibérico-Corredor de Almansa, para recorrer parte de la zona donde se desarrolló la famosa Batalla de Almansa.


Una etapa denominada «Campo de batalla», con una prueba circular, de dificultad media y 12 kilómetros de distancia y unas tres horas de duración. Con salida y llegada desde Almansa, los participantes recorrieron distintos entornos cercanos a la ciudad, que fueron escenario de los combates del 25 de abril de 1707 entre el ejército franco-español de Felipe V y el de los aliados ingleses, holandeses y portugueses del archiduque Carlos de Austria, durante la guerra de Sucesión Española 1701-1715.

ecoVitab
Copiplux Almansa

Pudieron visitar, por turnos, el Museo Batalla de Almansa, a los pies del Castillo, con tres salas interactivas donde descubrieron todos los detalles de aquella jornada histórica. Todo se basa en la recreación del cuadro, una copia, que F. Pallotta y B. Ligli en 1709 realizaron por encargo de Felipe V, de grandes dimensiones y que representa una crónica de lo que aconteció en aquella batalla.

En el museo también se exponen algunas piezas históricas cedidas por el Museo del Ejército de Toledo y diverso material recogido del escenario de los combates. Así, en una mañana fresca, y tras con el saludo de Javier Sánchez Roselló, alcalde de Almansa y diputado provincial, junto a Herminio Gómez Gascón, director de este Centro de Interpretación Museo Batalla de Almansa, arrancaron con este último como guía sobre las 10:30 horas desde la Oficina de Turismo situada en el mismo lugar.

Callejearon hasta llegar al parque donde se situaba la Huerta de D. Tomás Galiano, lugar de combates entre la caballería española y la infantería anglo-holandesa. Desde aquí, y tras cruzar la carretera salieron del municipio, y ya por camino llegaron hasta la Balsa del Concejo y los restos del Molino de la Balsa. Continuaron un tramo al lado de la carretera, para cruzarla un poco antes de llegar a la Casa Cantos, en dirección a la Rambla de los Molinos, accidente que dividía al extremo sur del despliegue de los ejércitos.

Pasaron por debajo de un puente por donde pasa la vía ferroviaria. Después, tras una leve subida, alcanzaron la cresta del Cerro Cantoblanco, desde donde se divisa un paisaje muy similar al recogido en el cuadro de 1709 y los lugares estratégicos en la batalla, aprovechando lo escarpado de la Rambla, impidiendo el paso de manera natural, aquí hay un par de hitos que sitúan el lugar en el mapa del cuadro.

Desde aquí y, gracias a la altura, se podía observar Almansa a lo lejos, con su imponente castillo y todo el campo donde se desplegaron los soldados para cortar el paso a los otros de La Gran Alianza que venían de Levante y que se dirigían hacia Madrid. En este punto, coincide la ruta de la batalla de Almansa con la Ruta de los Molinos, señalizada y que pasa por varios Molinos harineros que utilizaban distintos cursos de agua estacionales, nacimientos, fuentes y arroyos, que se unían pasando por esta rambla.

Continuaron hasta llegar a uno de los que se conserva, el Molino de las Monjas y el Molino Alto donde se sitúa el Aula de Naturaleza con este nombre y que se abre en momentos puntuales. Ya únicamente les restaba regresar de nuevo al municipio, pasando por el Cerro Montizón, donde se sitúa otro hito, al igual que el de Cerro Cantoblanco, que indican los sitios históricos de la Batalla de Almansa de 1707.

Una ruta con mucha historia, que hizo disfrutar a los cincuenta participantes de esta actividad, que tanto éxito ha tenido en anteriores ediciones, organizado por la Diputación Provincial de Albacete.

La siguiente cita será el sábado día 29 de enero, en Higueruela, denominada «Tierra de Molinos», una ruta circular, de dificultad media, 16 kilómetros de distancia, y unas cinco horas de duración

Fotos de la ruta senderista en Almansa


Quizás te interese:

Archivado en:

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en linkedin

2 comentarios

  1. Hola buenas noches , me gustaría poder saber más información sobre la siguiente ruta senderista donde se puede apuntar ….etc , gracias

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.