ANÚNCIATE CON NOSOTROS

19/05/2024

El periódico digital de Almansa

Dos balas del calibre 45 y mucha paciencia

Reseña de «Dos balas para el Diablo» de Manuel Olaya
dos balas para el diablo manuel olaya

Dos personas y un destino. Dos balas del calibre 45 y mucha paciencia. Dos días de grabación y una auténtico corto de primera calidad. «Dos balas para el Diablo» es la última obra del director almanseño Manuel Olaya. Un corto en el que se combina a la perfección la adecuada tensión, la interesante historia y el magnífico y entretenido estilo del Western.

En este corto, con tan solo una mirada y un gesto se eleva la tensión de manera constante y paulatina. De esta manera, Olaya consigue que el espectador no quiera parpadear ni un solo milisegundo.

Fiestas de Almansa ecoVitab

«Dos balas para el diablo» de Manuel Olaya

Hablamos de una obra que se consume con la misma facilidad que puedes beber un vaso de agua (el cuerpo pide más al acabar), aunque deja satisfecho porque su aroma más bien recuerda a un sabroso whisky escocés. Y es que Manuel Olaya ha sabido componer un equipo de profesionales que saben tratar con excelencia cada fotograma, cada intención cinematográfica y cada efecto de sonido.

dos balas para el diablo manuel olaya

Hay que destacar la voz en off de Alfredo Díaz, la espectacular, envolvente y emocionante banda sonora de David Miralles. Los detalles de Herminio Hernández en el atrezo, a Paulino Ruano pintando un espectacular portada a raíz de la fotografía de Andy Arche, así como el acertado tratamiento del color y fotografía. Todo esto sumado hace que «Dos balas para el diablo» sea una de las mejores producciones que hasta el momento ha realizado Olaya.

Como no podía ser de otra manera, al margen de ofrecer una historia interesante y desgarradora, Manuel Olaya continúa con su pulcro estilo a la hora de respetar todos y cada uno de los detalles históricos, los cuales generan un ambiente único con el que nos transportamos instantáneamente al marco inigualable del Lejano Oeste. Gran culpa de esto también la tiene el Oasis MiniHollywood de Almería, lugar donde Olaya ya es uno más de la familia, alguien a tener muy en cuenta.

dos balas para el diablo manuel olaya

Pero el mayor valor de Olaya radica en su genial capacidad para crear historias y su habilidad para saber plasmarlas en la cinta. En este caso, con «Dos balas para el diablo», el director almanseño nos sirve tensión, rabia, miedo, elegancia, honor y emotivo desenlace. Nada que ver con su obra «Silence» donde Olaya exploró otras narrativas más bizarras y extravagantes, en este corto volvemos al puro western, al valor de la sencillez certera.

Un detalle que gustará a Almansa

En el devenir de la historia, aparece un cuadro que toma sentido cuando todo llega al desenlace. Ese cuadro, del que no contaremos nada más para no destripar el argumento, presidió una casa almanseña en la zona de las Cabilas.

dos balas para el diablo manuel olaya

De esta manera, Almansa sigue muy presente en la obra de Olaya, no solo a nivel humano, ya que muchos de los que participan han sido bautizados con el agua de Zucaña, sino también en el ámbito material y sentimental.

Sin duda alguna, recomendamos «Dos balas para el diablo», te quedarás con ganas de más al comprobar cómo Olaya sigue creciendo a todos los niveles.

ecoVitab

Quizás te interese:

Archivado en:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *