06/02/2023

El periódico digital de Almansa

Un 25-N para el recuerdo: pañuelos al viento

Hasta un centenar de personas se manifiestan en Almansa por la eliminación de la violencia machista: «Estaremos en nuestros pueblos y ciudades haciendo visible el discurso de la igualdad»
25N Almansa 2022

La muerte de Mahsa Amini desató la quema de velos y protestas en todo el país, el pasado septiembre, en Irán. La joven de 22 años fue detenida por la policía «de seguridad moral» del régimen, supuestamente, por no llevar bien puesto el velo y por vestir «pantalones apretados». Dos días después falleció en un hospital por las agresiones recibidas. La manifestación del 25-N en Almansa, Día para la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, convocada por la asociación feminista local, estuvo repleta de recuerdos, ovaciones y referencias veladas para Amini. Decenas de personas, hombres, mujeres e infantes acudieron a la convocatoria y agitaron sus pañuelos al viento.

El recorrido partió a las 12:00 horas, desde el Templete del Jardín de los Reyes Católicos. Allí se congregaron hasta un centenar de personas que portaron globos morados y pancartas que rezaban «No es No» o «Somos el grito de las que ya no tienen voz». La batucada Arrítmicas, el único grupo de percusión formando íntegramente por mujeres de Almansa, calentó motores e hizo retumbar las calles de la localidad, desde el inicio de las reivindicaciones hasta las escalinatas del Castillo.

ecoVitab

La cabecera de la manifestación, liderada por las socias de Almansa Feminista, realizó un alto en el camino a la altura del Ayuntamiento Viejo, para realizar su ya tradicional minuto de ruido por las mujeres asesinadas por violencia machista, así como sus hijos e hijas, durante este mes de noviembre en España. La batucada alzó sus mazas en recuerdo de Imane Saadaoui, de 30 años; Lesley Yvonne, de 69 años; Irina, de 29 años, y su hija Mariya, de 6 años. Así mismo, se recordó a las 38 mujeres víctimas oficiales de la violencia de género que van este año en nuestro país y a los 26 niños y niñas que deja huérfanos. El 28 de noviembre se sumó a esta cifra el feminicidio por prostitución de Milena Sánchez Castro, de 20 años, en Madrid, presuntamente asesinada por su putero, que se suicidó después.

Una vez concluida esta acción, la policía escoltó la manifestación hasta la Plaza de Santa María, donde las portavoces de Coespe, UGT, CCOO, Almansa Entiende, PAR Almansa y Almansa Feminista, cogieron el micrófono para pronunciar sus manifiestos. Anna Sterkowiec, presidenta de la asociación feminista local, afirmó que: «Reconocer la violencia contra las mujeres no debería suponer un escollo en ninguna sociedad del siglo XXI. Cada día vemos en las noticias como el número de mujeres asesinadas crece y cómo estamos normalizando una realidad en las que las mujeres no morimos, nos matan».

E informó que, desde la Red Feminista Regional, este año las asociaciones de Castilla-La Mancha se han puesto el objetivo «no solo de recordar a las mujeres asesinadas, eso siempre, sino también poner el foco en dos puntos: el de los asesinos y el de la sociedad. Si 1.335 mujeres han sido asesinadas [desde que se tienen registros, 2003] es porque 1.355 hombres las han matado. Un día, en algún momento de sus vidas, pensaron que tenían el derecho de hacerlo. Que ellos eran el brazo ejecutor de una justicia que se les ha otorgado».

Ante esto, manifestó que «como sociedad, debemos defender una escuela donde la educación afectivo-sexual sea una realidad; enseñemos a nuestras hijas a detectar las banderas rojas en las relaciones tóxicas y eduquemos a nuestros hijos en igualdad y masculinidad no tóxica. No toleremos comentarios machistas y demos un paso decidido y público en favor de la igualdad. Los asesinos encontrarán excusas, pero no encontrarán aliados. En su lugar, habrá vecinos y vecinas que repudiarán sus actos, que se pondrán del lado de las víctimas y que no tolerarán la misoginia. Tenemos esa responsabilidad».

Además, apuntó que «no solo somos responsables de los asesinatos pasados, sino que ya lo estamos siendo de los futuros. Para acabar con esto, el movimiento feminista lanza un mensaje claro y directo: feminismo desde la educación. Seguiremos reclamando nuestro derecho a la vida en manifestaciones, pero también en nuestros círculos de amigos, familia y trabajo. Debemos avanzar unidas y unidos. No estaremos calladas. Seremos la manada que acompaña, que protege y que defiende la igualdad. Estaremos en nuestros pueblos y ciudades haciendo visible el discurso de la igualdad. Vivas, libres y sin miedo».

Lola Contreras, de CCOO, agradeció la participación de la sociedad almanseña: «Quienes estáis aquí sois quienes hacéis visible que tenemos que seguir en la lucha para defender los derechos de las mujeres. Almansa Feminista hoy está con las mujeres que están siendo acosadas, agredidas, violadas o asesinadas. Este año, han sido asesinadas 38 mujeres. Esta cifra es solo la punta del iceberg, es la violencia machista más extrema, pero hay otras muchas formas más».

Este año, CCOO ha puesto el foco en el acoso sexual. «Una de cada cinco mujeres ha sido acosada en el trabajo por sus compañeros de trabajo o por sus jefes. Las bromas con connotación sexual, pellizcos, correos electrónicos, contactos no deseados, todo ello es acoso sexual. Si os veis sometidas, sabed que estáis siendo mal tratadas. Desde la aprobación de la Ley de Igualdad las empresas están obligadas a crear condiciones de trabajo sanas, elaborar protocolos de acosos sexual o por razón de sexo. Sé que sabéis que el acoso es un delito, ¡a ver si se entera más gente!», jaleó. Además, recordó: «¿Cómo se puede asesinar en nombre de la religión o de la política a una mujer porque no lleve bien puesto el velo? No llevar bien puesto el velo es motivo para asesinar a una mujer en este mundo».

Rocío Martínez, portavoz de Almansa Entiende, hizo especial mención a las violencias machistas que atraviesan las mujeres del colectivo LGTBI, concretamente las mujeres trans. «Desde 2008 se han registrado 4.042 asesinatos a personas trans en todo el mundo, la gran mayoría eran mujeres. De esta cifra, 9 de cada 10 personas trans asesinadas eran racializadas. En Europa, el 43% eran personas migrantes. En lo que va de 2022, 327 personas trans han sido asesinadas», apuntó.

«No son sólo números —continuó—. Basta de transfobia y transmisoginia. Basta de poner piedras y trabas a la Ley Trans, una ley demandada por colectivos LGTBI y especialmente por colectivos trans. Ya está bien de retrasar y avivar debates que eran incuestionables e impensables hace años y que comulgan o concuerdan con la ideología de la ultraderecha. Pedimos al PSOE que deje de retrasar la puesta en marcha de la Ley Trans para que todas las personas, TODAS, puedan tener los derechos que les corresponden. Retrasar esto es un fallo en derechos humanos». Y concluyó: «No es feminismo sin las trans. Vivas nos queremos».

Marta, portavoz de PAR Almansa, escogió leer un pedazo de canción del álbum El Vuelo de María Ruiz. Decía así: «Vamos a saltar del todo. Vamos a romper las cuerdas, porque no queremos vivir suspendidas en el aire. […] Porque atreverse a sentir es el sino de las mujeres valientes. Sentirnos gritar, sentirnos bailar, sentiros correr y sudar, sentirnos reír, sentirnos temblar, sentirnos el corazón latiendo en la punta de la lengua. Una lengua rota y cosida tantas veces como puntos suspensivos tiene la historia del mundo. Por sabia, por bruja, por gorda, por puta, por tener el alma más viva de todas las eras, nos están naciendo flores a la altura de los tobillos».

Fotografías del 25-N en Almansa 2022:

Quizás te interese:

Archivado en:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *