batalla de almansa 2024 programación

ANÚNCIATE CON NOSOTROS

23/04/2024

El periódico digital de Almansa

Charo Martínez Núñez, una profesora integral que dedicó su apasionada carrera al alumnado de Almansa

Ella fue homenajeada por la asociación Mujeres en Igualdad de Almansa debido a su intachable trayectoria como docente en la ciudad
charo martínez núñez almansa

Charo Martínez Núñez nació en Valencia el 31 de Enero de 1963. Sus padres, Paco y Maruja, siempre contaron que aquel día nevaba, algo que no era nada habitual. Dos años después nació su hermana Anabel y en 1967 su hermano Virgilio, pilares fundamentales de toda su vida.

Una infancia levantina

Pasó la infancia a partes iguales entre la capital del Turia y Almansa. En Valencia vivió hasta los 12 años, cursando hasta 6º de EGB en el colegio Esclavas de María. De aquellos años recuerda las reuniones familiares, los paseos por los rincones más desconocidos de la Valencia de entonces de la mano de sus tíos, las tardes sentada al lado de la abuela paterna aprendiendo a coser y a planchar, pues ella era pantalonera y aprendiendo a sumar de la mano de su abuelo que era cobrador de seguros.

ecoVitab

También recuerda con especial cariño las tardes de los miércoles en las que su padre esperaba a la salida del colegio para ir a una doble sesión de cine. «Y lo que no se me olvidará nunca era la facilidad que tenían mis padres para meternos en el coche cada fin de semana o cuando teníamos vacaciones para venir a Almansa. Mis mejores recuerdos de infancia tienen siempre un mismo escenario, Almansa, y en especial nuestra casa de campo en “Las Fuentecicas” donde convivíamos con mis primos y tíos, Miguel e Isabel», recuerdo con cariño Charo.

De su abuelo materno, Amós, aprendió muchas cosas, una de las que más le marcó fue su disciplina en el trabajo. «Y mi abuela Isabel nos mostró la parte más jovial y divertida de la vida», reconoce.

Almansa y una gran decisión

La familia de Charo se trasladó definitivamente a Almansa en 1975, donde terminó los estudios de EGB, también en el colegio Esclavas de María, y posteriormente en el instituto José Conde. «Como cualquier otro estudiante, me llegó el momento de decidir que era lo que estudiaría en el futuro. Sobre la mesa dos opciones: Psicología o Filología Inglesa. Gracias a los sabios consejos de mi profesor de arte, Rafa Piqueras, opté por la segunda y empecé mis estudios en la Universidad de Valencia en el año 1981. En 1986 conseguí mi titulación de Licenciada en Filología Anglo germánica por la especialidad de Inglés».

Cuando Charo era pequeña siempre decía que de mayor quería ser decoradora o dependienta del corte inglés para hacer paquetes: «Cosas de la vida, de una forma u otra he podido hacer un poquito realidad mis sueños infantiles y también he conseguido vivir y sobre todo disfrutar de la carrera que en su momento elegí».

charo martínez núñez almansa

Profesora integral de Almansa

En 1987, recién terminada la carrera y con un trabajo bastante inestable, tomó la decisión de casarse con su novio Fernando, a quien conoció cuando cursaba 1º de BUP a través del mundo de las fiestas: «Por aquel entonces él formaba parte del grupo festero “El Rincón”, en el que también estaba mi padre y al que yo me uní un año después».

1992 fue un año clave en sus vidas: «Sin saberlo nos deparaba muchas y variadas sorpresas. En Marzo nació nuestro hijo Carlos, en Abril inauguramos nuestra primera tienda y sólo dos meses después falleció mi madre, fueron momentos complicados, pero había que seguir. Y como la vida a veces no es tan justa como nos gustaría, nos volvió a sorprender con el fallecimiento de mi padre tan solo dos años después.  Diez años y medio después nació mi hijo Fran y unos pocos años después nuestra familia aumentó con la llegada de Cristina, una persona muy especial en mi vida. Hace unos días en la celebración de mi 60 cumpleaños mis hermanos me dedicaron unas preciosas palabras que según ellos me definen perfectamente».

“De mamá heredaste su sonrisa y el color de sus mejillas; el amor infinito a la familia y el a mar a los demás sin esperar nada a cambio; la bondad hacia los demás y su saber estar”

“De papá heredaste su creatividad, su paciencia y su tesón. Has hecho tuya su frase “Más vale hacerlo que mandarlo”, y al igual que él, te has ganado el cariño y el respeto de todos los que estamos a tu lado”

Cuando Charo era una adolescente y le preguntaban que de dónde era, se sentía como en tierra de nadie: «Hace ya mucho tiempo que lo tengo muy claro: nací en Valencia pero soy almanseña. Siempre que he podido lo he dicho, soy lo que soy y he llegado a donde he llegado gracias a toda la gente que me rodea: una enorme familia que está siempre dispuesta a apoyar, animar y ayudar y un montón de amigos, cuya amistad perdura en el tiempo de lo cual me siento muy orgullosa».

En su carrera como docente ha estado en multitud de Centros: Empezó por el Centro de Enseñanza Programada y siguió por el Colegio Episcopal, la Escuela Oficial de Idiomas, los institutos José Conde y Herminio Almendros, el Centro de Profesores de Almansa, obteniendo su primer destino definitivo en el IES Pablo Picasso de Almadén. De todos guarda «muy buenos recuerdos».

Su último y definitivo destino fue el IES Escultor José Luis Sánchez donde trabajó más de 25 años: «Allí he vivido mis mejores años como docente, disfrutando al máximo de lo que más me gusta: dar clase. Para mí, entrar al aula cada mañana ha sido la mejor medicina. Siempre he pensado que la labor de docente va más allá de impartir conocimientos. Cada alumno es diferente… creo que es nuestra labor intentar acercarnos a ellos para conseguir que su aprendizaje y su vida progresen de la mejor forma posible. He formado parte del equipo directivo del Escultor durante doce años, como Jefa de Estudios, siempre usando las mismas herramientas: las de Escuchar, conversar, hacer reflexionar, mostrar empatía y cercanía. Mi paso por el Escultor me dio la oportunidad de llevar a cabo multitud de actividades que completaron mi labor como docente y que me hicieron disfrutar, y mucho, de mis alumnos y de mis compañeros, fuera de las aulas».

Una vida ligada a la cultura local

Claro Participó casi desde sus inicios, en el grupo «Mmm Mutis Teatro» que estuvo activo durante varios años y con el que consiguieron varios premios en certámenes de teatro escolar. La profesora participó y organizó gran parte de las Fiestas de Despedida de las diferentes promociones de Bachillerato y Ciclos Formativos. Formó parte del grupo organizador del XXV aniversario del instituto, lo cual le dio la oportunidad de conocer en persona al escultor José Luis Sánchez y a su familia.

«En todas estas actividades he estado acompañada siempre por un grupo de amigos que compartimos la misma pasión por nuestro trabajo y por el centro escolar en el que trabajamos a pesar de sufrir la inestabilidad, incertidumbre e inseguridad que provocan 8 leyes educativas sin afianzar», reconoce con lástima.

charo martínez núñez almansa

La vida como profesional de la enseñanza de nuestra protagonista terminó el día 2 de Febrero. «Ahora soy una “docente jubilada” que seguirá enseñando a quien quiera aprender y que seguirá aprendiendo de quien me quiera enseñar. Si bonito es enseñar, mucho más lo es aprender… Tengo una compañera que muchas veces me pregunta: “¿Qué vida te toca vivir hoy?”, pues siempre dice que no sabe cómo puedo vivir tantas vidas a la vez».

En su tiempo libre, que intenta sacarlo de donde puede y muchas veces a costa de no dormir, ya que hace «de todo un poco», se considero festera activa y ha participado en ellas primero como componente de la Comparsa Corsarios, siendo la primera mujer presidenta de una comparsa; después como miembro del grupo festero “El Rincón”.

Además pertenece al grupo de teatro “Tablas Teatro” desde su fundación. «Siempre he estado entre bambalinas, como en todo lo que hago. Me gusta pasar desapercibida y trabajar siempre en un segundo plano. Me encantan la decoración y la escenografía… así que siempre estoy liada con algún proyecto tanto en el negocio de mi marido como en el mundo de las fiestas. He colaborado en la decoración del altar para el 6 de Mayo y en la dirección y escenografía de unas cuantas presentaciones».

Si algo tiene claro Claro es que le encanta aprender y crear: «Mi lema es “si alguien es capaz de hacerlo, ¿por qué no intentarlo?” La vida es muy breve y prefiero que si algún día ha de pasarme algo, me pille en movimiento».

El Teatro Regio recibió con enorme ovación a Charo Martínez en el momento de entrega del reconocimiento de la asociación Mujeres en Igualdad por su trayectoria intachable como docente en Almansa.

ecoVitab

Quizás te interese:

Archivado en:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *