10/12/2022

El periódico digital de Almansa

La fachada de la iglesia del Santuario de Belén cumple 100 años

La última restauración del frontal del edificio sacro se realizó durante el ocaso de la gestión de D. Nicolás Díaz Real, un hombre que fue de vital importancia para el santuario a principios de siglo
santuario de belén almansa historia

La actual fachada de la iglesia del santuario de Belén cumple su centenario en este año 2022. Fue a comienzos de siglo 20 cuando se restauró gran parte del lugar dónde reside la patrona almanseña.

Actual fachada del Santuario de Belén

La restauración de la fachada del santuario tuvo lugar durante la gestión de don Nicolás Díaz Real como administrador de los fondos del lugar. Fue entre 1922 y 1923 cuando se restauró la parte frontal de la Iglesia del santuario, según el resumen de cuentas de la gestión del mencionado Díaz Real, la cual abarcó desde los años 1901 a 1923. Solo en los años 22 y 23 se invirtieron 21.779 y 17.203 reales de manera respectiva, siendo estos dos años los que más inversión requirieron de todo el ejercicio de don Nicolás.

ecoVitab

Otras mejoras históricas en el Santuario de Belén

Según el estudio del cronista de la villa de Almansa, Miguel Juan Pereda, las fuentes de ingreso del santuario continuaron siendo las mismas durante estas dos décadas. Sin embargo, al final de la gestión de don Nicolás se comenzaron a obtener algunos fondos en concepto de «veraneo». Esto fue debido gracias al acondicionamiento que se llevó a cabo en las instalaciones del santuario.

Entre los trabajos de restauración y acondicionamiento destacan los siguientes:

En 1903 se restauraron las imágenes del niño y de la Virgen. También se colocaron las barandas del presbiterio, se pintó la Iglesia y sus puertas.

En 1904 se compró en Barcelona un rastrillo nuevo para la imagen de la Virgen.

En 1905 fueron adquiridas dos mulas por un importe de 6.000 reales.

En 1913 se comenzó a iluminar el carro de la Virgen.

En 1915 se compró un macho mular.

En 1916 se pagaron 80 reales por retocar el rostro y las manos de la Virgen así decía de manera explícita el concepto del trabajo. También se contrató un platero para reparar la corona de la Virgen.

Y entre 1922 y 1923 se restauró la fachada de la iglesia del santuario.

Almansa fotografia educacion
Grupo de niños y sus maestros del Colegio Episcopal de excursión en el Santuario de Bellén. Almansa. Fondo Fotográfico Los Legados de la Tierra. Jurisdicción de la JCCM . Año 1955

El legado de Don Nicolás Díaz para el Santuario de la Virgen de Belén

Tal y como afirma Pereda en su estudio sobre la devoción y tradición en torno a la patrona de Almansa, don Nicolás Díaz Real falleció el 10 de enero de 1924, siendo sus hijos quienes rindieron las cuentas de su último año de gestión, en 1923.

Fue don Manuel Díaz Real quién hace constar los logros conseguidos durante la administración de su padre al párroco don Eloy Villena Gómez en una diligencia. En esta carta se puede comprender la devoción y gran trabajo que don Nicolás llevó a cabo para con el santuario y la patrona:

«Su gestión durante los 22 años que ha administrado los intereses de nuestra Patrona y su santuario lo ha hecho con tal celo y actividad que aparecen mejoras importantísimas llevadas a cabo durante su actuación. Como son el piso del templo, la restauración de la sacristía, pisos interiores del edificio, pinturas de la sala grande, reparación de las habitaciones interiores, mobiliario, vajillas, servicio de camas, mantas, colchones, lavabos, etcétera. También hizo durante su actuación y en el año 1904 la restauración de nuestra Patrona y el niño, la compra de la carroza de la procesión y su alumbrado y recientemente el rastrillo nuevo y en verano de 1922 y 1923 llevó a cabo la restauración de la fachada de la iglesia del santuario».

Información y fotografías principales extraída del trabajo de Miguel Juan Pereda «¡Agua Virgen de Belén! Devoción y tradición en torno a la patrona de Almansa». 

Quizás te interese: 


Telepizza Almansa
Telepizza Almansa

Quizás te interese:

Archivado en:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *